Contacto con la naturaleza en Valle de Bravo

El destino propuesto el día de hoy es Valle de Bravo perteneciente al Estado de México a unos 150 kilómetros al suroeste de la Ciudad de México. En 2005 fue declarado pueblo mágico.

En Valle de Bravo disfrutaremos del contacto con la naturaleza, rodeados por montañas y por su principal atractivo que es la laguna donde se practican diferentes deportes acuáticos y de riesgo. En el embarcadero también se pueden contratar excursiones  para conocer toda la laguna y poder ver más de cerca las casas que están construidas a orillas de esta (casas al alcance de muy pocos).

Es un destino frecuentado por la gente fresa del DF principalmente, muchas bodas son celebradas ahí.  Las viviendas son en su mayoría unifamiliares con grandes jardines, alberca, jacuzzi, pista de pádel o tenis e incluso algunas poseen helipuerto. Muchas de estas casas se pueden rentar por fin de semana, semanas, meses y los precios son para todos los gustos.

Pero si preferimos hotel, vamos a encontrar infinidad de ellos unos más cerca y otros más lejos de la laguna, aunque lo ideal es poder ver las vista a la laguna.

El clima es muy parecido al de la capital, por lo que si vas en época de lluvia es muy probable que llueva lo que sería un desperdicio, ya que el ocio que ofrece es al aire libre.

El pueblo es famoso por su arquitectura típica, tradicional de la época colonial y la mezcla con las montañas y el valle ofrece una vistas únicas e increíbles. En el casco antiguo podemos adquirir artesanía típica de la ciudad, comer en restaurantes donde ofrecen trucha pescada en la misma laguna y pasear por el zócalo donde se encuentra el Templo de Santa María Ahucatlán. El pueblo es muy seguro y se puede pasear con total tranquilidad por todos los lugares.

¡Espero que os haya gustado!

3 comentarios en “Contacto con la naturaleza en Valle de Bravo”

Responder a Esther MexicoMola Cancelar la respuesta